Archivos Mayo 2005

Charco de lodo

| 1 comentario | 0 TrackBacks


(Por los ojos de un niño)

charlodelodo1.jpgCuando veo dientes de león, veo hierba dañina invadiendo mi patio. Mis hijos ven flores para la madre y soplan la pelusa blanca pensando en un deseo.

charlodelodo2.jpgCuando veo un mendigo
que me sonríe,
veo a una persona sucia
que probablemente
quiere que le de dinero
y eso me pone molesto.

Mis hijos ven
a alguien que les sonríe
y ellos responden con otra sonrisa.

Cuando oigo una música, me gusta.
Pero no sé cantar
y no tengo ritmo;
entonces me siento y escucho.

charlodelodo3.jpgCuando oigo una música, me gusta.
Pero no sé cantar
y no tengo ritmo;
entonces me siento y escucho.

Mis hijos sienten el ritmo y bailan.
Cantan y si no saben la letra,
crean la suya propia.

Cuando siento un fuerte viento en mi rostro,
me esfuerzo contra él.
Lo siento despeinándome
y empujándome para atrás
cuando voy caminando.
Mi hijos cierran sus ojos
y abren sus brazos
y vuelan con él,
hasta que caen a reír en el suelo.

charlodelodo5.jpgCuando rezo, digo tú y nosotros,
y concédeme esto y dame aquello.
Mis hijos dicen, ¡Hola Dios!,
te doy las gracias
por mis juguetes y mis amigos.

Por favor, mantenga lejos los malos sueños
hoy por la noche.
Yo todavía no quiero ir al cielo.
¡Sentiría falta de mi padre y de mi madre!

charlodelodo6.jpgCuando veo un charco de lodo le saco la vuelta.
Veo zapatos enlodados y tapetes sucios.
Mis hijos se sientan en él.
Ven represas para construir,
ríos para cruzar y bichos para jugar.

Yo sólo quisiera saber si
los hijos nos fueron
dados para enseñarles
o para aprender de ellos...

Porque un día podría mirar
para atrás y
descubrir que eran grandes cosas grandes.

Es recomendable apreciar las pequeñas cosas de la vida,

Para finalizar, te deseo:

grandes charcos de lodo ...

y dientes de león.

Autor: Desconocido


"Esto fue como ganarse el Loto solo y con un pozo de 10 mil millones". Así describe Mario Martínez el epílogo de una búsqueda que se prolongó por casi siete meses y que hoy es la única esperanza para salvar la vida de su hijo Raimundo (14 años), afectado de una enfermedad inmune muy poco frecuente (ver testimonio).

Lo que esta familia buscaba eran células madre de cordón umbilical. El único lugar donde podían encontrarlas era uno de los cerca de 75 bancos públicos que existen hoy en el planeta.

Dar con las células compatibles para Raimundo sólo fue posible gracias a una extensa búsqueda en las bases de datos de tres centros que agrupan bancos públicos de todo el mundo. Estas instituciones recolectan y almacenan células del cordón umbilical donados por las madres de recién nacidos. La idea es que en algún momento esas células pueden servir a pacientes en cualquier lugar del mundo.

"Las células madre de cordón tienen la capacidad de convertirse en células sanguíneas, por eso se utilizan en personas con enfermedades muy raras de la sangre, así como leucemias, algunas anemias y enfermedades inmunológicas", explica el doctor Francisco Barriga, director del Programa de Trasplante de Médula de la Universidad Católica.

Desde 1988 las células madre extraídas de cordón se están empleando como alternativa a los trasplantes de médula, pues se obtienen de manera segura, no invasiva y pueden trasplantarse sin necesidad de una compatibilidad tan exacta como la que se busca entre los familiares que donan médula a un paciente.

Más es mejor

El Programa Nacional de Sangre de Cordón del New York Blood Center fue el primero en su tipo. Fundado en 1996 por el médico chileno Pablo Rubinstein, en él se almacenan 25 mil unidades de cordón y es en la actualidad el primer banco al cual se dirigen los médicos de nuestro país cuando buscan un trasplante para sus pacientes.

Además de no tener fines de lucro, los bancos públicos se diferencian de los bancos privados en que las células madre están disponibles para toda persona que las necesite. Sólo se paga por ellas al solicitarlas.

En los bancos privados, en cambio, los padres pagan para que se extraigan y conserven las células de cordón de su hijo. Estas células están disponibles sólo para ese niño o un familiar, en caso de que llegue a requerir un trasplante.

En países desarrollados existe una competencia entre los bancos privados y públicos por captar cordones. Para los públicos abastecerse de un gran número de unidades aumenta las posibilidades de ofrecer mayor compatibilidad a los pacientes.

Esto es crítico en el caso de adultos. Un cordón al que se le ha extraído una gran cantidad de sangre contiene como máximo una cantidad de células suficientes para una persona de hasta 37 kilos. Por eso, para un adulto sobre 60 kg se necesitan dos unidades compatibles.

A fines de abril pasado se inauguró en Argentina el primer banco público de células de cordón, bajo el alero del hospital Garrahan, de Buenos Aires. En Latinoamérica, éste se suma a los existentes en Brasil y México.

La doctora Ana del Pozo, directora del banco público de Argentina, explica: "Uno no hace un banco público para autoabastecerse, sino para aportar unidades y diversidad al pool internacional".

Esto es particularmente importante para minorías étnicas. "En Argentina, por ejemplo, tenemos poblaciones indígenas cuyos perfiles genéticos no se encuentran en bancos europeos o de EE.UU.", explica.

¿Y por qué no pensar en un banco público chileno?

Alguien ya se hizo la pregunta y, si todo marcha como está pronosticado, dicho banco comenzaría a funcionar "antes de fin de año".

Así lo afirma sin vacilar Alejandro Weinstein, gerente general de la Corporación Farmacéutica Recalcine. Con entusiasmado, cuenta que éste es el gran proyecto de su recién creada Fundación Genómika.

"Será un banco sin fines de lucro. Queremos obtener certificación internacional y aportar a los bancos públicos a nivel mundial", explica Weinstein.

El empresario ha visitado bancos en EE.UU. para conocer cómo opera el modelo. Está en contacto con instituciones en Israel y la próxima semana viajará a reunirse con el doctor Rubinstein, para analizar una posible colaboración con el NY Blood Center.

También ha hablado con el banco privado de células madre VidaCel, ubicado en Santiago. Aunque asegura que ellos actuarían sólo como depósito para las unidades que se recolecten en el banco, el gerente general de VidaCel, doctor Alejandro Guiloff, lo ve más como una alianza: "Estamos en conversaciones bastante avanzadas. Nosotros pondríamos la tecnología y ellos serían uno de los accionistas principales".

Mientras busca resolver cómo y con quiénes materializará su proyecto, Alejandro Weinstein también ha pensado cómo resolver la necesidad de autosustentar su fundación. "Genómika se dedicaría también a hacer investigación de frontera en células madre no embrionarias", indica, trasluciendo la posibilidad de que los fondos provengan de desarrollos en el área de la biotecnología.

SALVADOS

ENTRE 5 MIL y 6 mil personas ya se han trasplantado en el mundo. Un tercio son adultos y en la mayoría de los casos se han empleado células de bancos públicos.

COMPATIBILIDAD

EN EL PROGRAMA Nacional de Sangre de Cordón de Nueva York, los médicos chilenos encuentran células compatibles con el 80% de los pacientes que las requieren.

Fuentes: El Mercurio, Chile y Mujer Nueva

Fotos sorprendentes

| 0 comentarios | 0 TrackBacks


Solo verás las siguientes situaciones en....

Diapositiva8.JPG

australia.JPG


Diapositiva15.JPG

Y....

tailandia.JPG


1. El hombre y la mujer con una visión clara, amplia y profunda: Gracias a la fe práctica en la Divina Providencia no ven las cosas sólo con ojos naturales, tienen un nuevo órgano visual: los ojos de Dios, ven todas las cosas de la vida diaria. Lo más importante es que aprendan a manejar su vida a la luz de la fe.

2. El hombre y la mujer audaz: Tener el valor de arriesgar algo, de decidirse y de llevar a cabo lo decidido, a pesar de todas las dificultades. En la educación actual es de gran importancia orientarse a uno mismo y orientar a otros a decidir por sí mismos, a asumir responsabilidades. Tenemos que formar al hombre y a la mujer a que decidan por sí mismo. El hombre se distingue de los animales por su libertad.

La libertad tiene dos dimensiones: la capacidad de decisión y la capacidad de llevar a cabo lo decidido. Si la libertad interior no seremos personalidades fuertes que Dios pueda usar como instrumentos. El hombre y la mujer providencialista caminan por la vida sin mayor miedo, utiliza todas las inseguridades para encontrar seguridad en Dios, entregándose al Padre sin condiciones, sencillamente y como un niño.

3. El hombre y la mujer son alegres porque están seguros de la victoria: Es obvio decir que, en último término, Dios tiene que triunfar contra el demonio a pesar de todas las situaciones externas adversas. Por eso también resulta evidente para el hombre y la mujer providencialistas que en último término la victoria debe corresponder a su bandera, a la bandera de Cristo. ¡Solamente tiene que mantener viva la conciencia de ser instrumento!!"

Aporte: Mario Jorquera

Después de largos meses de retiro y destierro por países lejanos he vuelto para reconquistar sus corazones llenos de amor, deseo y benevolencia hacia nosotros los hombres y a sus queridas suegras.


Así es mujeres amen: a sus suegras por sobretodo lo que ustedes tienen; ellas siempre estarán presentes cuando a su hijito le pase algo, fiel como un perrito y dispuestas a atacarlas en caso de ser necesario.

Amaos las unas a las otras y adoren al hombre de la casa por sobretodo, sino mami estará ahí para recordarles por qué se casaron y que fue para siempre.

Recordatorio:

1¬- La suegra seguirá siempre mirando a su hijo como un niño, sacado de un pesebre.
2- Llamará siempre a su hijo, cuando esté enfermo diagnosticando el mejor remedio y alimentación para su hijito querido.
3- Estará muy atenta al cambio de alimentación, sobretodo a los carbohidratos, complemento fundamental para su hijo cuando el esté echado viendo la tele.
4- Las vacaciones tendrán que ser donde la mami este así las hembras ayudarán en la cocina, lavando ropa y cuidando a los niños, debido a que su hijito está con sus merecidas vacaciones.
5- Cuando dejen a los niños en la noche para que los cuide la suegra, no sé preocupen de llevar tantas cosas, explicarles lo que hay que hacer y a qué hora se tienen que acostar. Una vez cerrada la puerta el comentario de la suegra es el siguiente: "¡a mi me van a venir a enseñar a esta altura de la vida como se cría, es mi casa, etc................!!!!!"
6- Nunca llegar tarde; almorzar el día domingo, porque el celular sonará y sonará para preguntarles donde van y decirles: "¡los estamos esperando para almorzar!"
7- El día de su cumpleaños regálenle lo mejor y siempre les dirá: "¡gracias, te pasaste,... para que te fuiste a molestar!" Mentira te encontrará avara y pasada de moda.
8- Cuando les diga: "mi'jita trátame de tu", querrá decir siempre de Ud. No caigan en la trampa.
9- Cuidado con las fechas especiales sobretodo Navidad y Año Nuevo; están esperando que su hijo esté ese día y no al otro, cuando más encima aparecerá con cara de trasnochado por haber estado en otra casa

Y por último

10- No la miren mucho directamente a los ojos y menos quedarse calladas por mucho tiempo; es claramente un significado de reto y de marcar territorio.

A propósito el suegro siempre las encontrara regias, trabajadoras y simpáticas, es hombre y por lo tanto lacho.

Si después de esto son capaces el día domingo de mirar a sus suegros a la cara; es decir que ustedes tienen "cuero de chancho"

Saludos cordiales,

Yeyey.con

DEFINICIÓN DEL MATRIMONIO

1.Matemáticamente: suma de afecto, resta de libertades, multiplicación de responsabilidades, y división de bienes.

2.Un intercambio de malos humores durante el día y malos olores durante la noche.

3.Situación en la que ninguna mujer obtiene lo que esperaba, y ningún hombre espera lo que obtiene.

4.Dícese de la principal causa de divorcio.

5.Proceso químico por medio del cual una media naranja se convierte en un medio limón.

6.Forma mas rápida de ponerse gordo.

7.La única guerra, en la que se duerme con el enemigo.

8.Es lo que resulta cuando en la "guerra de sexos" decides tomar una prisionera.

matrimonio.jpgTRES REFLEXIONES:

1. Sirve para resolver problemas que nunca hubieras tenido si hubieras seguido soltero.

2. Si no fuera por el matrimonio, muchos maridos no tendrían nada en común con sus esposas.

3. El hombre soltero es un animal incompleto, el casado es un completo animal.

ANTES/DESPUÉS

Antes: dos por noche
Después: dos por mes.

Antes: ¡Me dejas sin aliento!
Después: ¡Me estás ahogando!

Antes: ¡¡No pares!!
Después: ¡¡No empieces!!

Antes: Fiebre de sábado por la noche
Después: Midnight Football.

Antes: Estar a tu lado...
Después:¡Hazte a un lado!

Antes: Me pregunto que haría sin él
Después: Me pregunto que hago con él

Antes: Parece que estamos juntos desde siempre
Después: !siempre estamos juntos!

Antes: Ella adora como controlo las situaciones
Después: Ella dice que soy un manipulador egomaníaco

Antes: Anoche lo hicimos en el sofá
Después: Anoche dormí en el sofá

TRES SITUACIONES:

- Mi amor, hoy estamos de aniversario de matrimonio, ¿por qué no matamos un pollo?
- Y que culpa tiene el pollito, por que no matamos al estúpido de tu hermano, que fue el que nos presentó.

- De regreso de su trabajo, el esposo se sentó a la mesa y su mujer le pregunto: ¿Te sirvo?
- A veces.

- María, promete que cuando me muera te casarás con Antonio.
- ¡Pero, si es tu peor enemigo!
- ¡Pues por eso, que se joda!

Dulce Vejez

| 0 comentarios | 0 TrackBacks

anciano.jpgTambién la vejez tiene horas bellas,
como tienen las tardes sus celajes,
como tienen las noches sus estrellas.
Dios no olvida a los ancianos,
El se regocija por las cosas bellas
que no cesan de brindarnos.


El hombre no deja de reír cuando envejece.
envejece cuando deja de reír.
Todo mundo ha sido joven,
pero no todos llegan a viejos.
es un privilegio de quien ha sabido
conducirse, gracias a buenos consejos.

En vez de lamentar que las rosas tienen espinas,
alegrémonos que las espinas estén coronadas de rosas,
¿Porqué, que es el anochecer sino un atardecer huyendo
¿y que es el amanecer sino la esperanza de la luz renaciendo?
Disfruta este día. Mañana también
y siempre haz lo mismo.

Que el resplandor de tu sonrisa y tu mirar
iluminen tus manos al saludar.
Seamos más afectuosos al despedirnos, porque,
quien sabe si nos volvamos a mirar....
Mientras haya luz en tu mirada
nadie notará tu piel cansada,
mientras haya amor en tu corazón
siempre Dios pondrá en ti una nueva ilusión.

Crece con la edad como crecen las sombras cuando el sol declina,
y surge al mundo potente como el día cuando la noche termina.
Envejezcamos con una actitud amable y tolerante,
que dé testimonio de una vida fecunda e importante.
La vida es una antorcha que debemos hacer arder tanto como sea posible,
en toda oportunidad sin dejar que el dolor nos ahogue en el mar de la
adversidad.

Muchos envejecen tan sólo por abandonar sus ideales,
nunca abandones los tuyos, lucha contra todos tus males.
Y tu vejez será la más dulce y viva experiencia,
de haber vivido dignamente tu propia existencia
y tu Dios te guardará eternamente junto a su presencia...!!!!!!

Que Dios te bendiga

blancanelida.jpgLIMA, 02 May. 05 (ACI).-La infatigable líder pro-vida y destacada neurocirujano católica, Blanca Neira Canales, partió ayer a la Casa del Padre. Sus restos son velados en la Iglesia Medalla Milagrosa de San Isidro y hoy serán sepultados en el cementerio Jardines de la Paz.


Amigos, colegas y simpatizantes de la causa pro-vida recuerdan a Blanca como una mujer de fe, que se gastó y desgastó por defender a los no nacidos.

La reconocida neurocirujano, era coordinadora en Perú de la organización Human Life Internacional, fue presidenta del Centro de Promoción Familiar y de Regulación Natural de la Natalidad (CEPROFARENA) por varios periodos y actualmente presidía la organización del II Congreso Internacional Provida que se realizará en Perú en noviembre próximo.

Blanca falleció durante una intervención quirúrgica que le practicaban debido a una dolencia cardiaca. Tenía 64 años de edad y dedicó la mayor parte de su vida a la promoción de la vida y los métodos naturales de regulación de la natalidad. En los últimos 25 años, CEPROFARENA ha entrenado a medio millón de personas en estos métodos.

El Padre Thomas Euteneuer, presidente de Human Life International, dijo de Blanca que fue "una realista y una luchadora". "Una moderna San Felipe Neri que gozó del mejor humor del mundo e hizo más que nadie para organizar las energías de la gente de buena voluntad para trabajar a favor de la vida", indicó.

Blanca Beatriz Neira Canales nació en Arequipa el 1 de abril de 1941. Estudió medicina en la Universidad Cayetano Heredia, se graduó como neurocirujano y realizó una especialización en Chicago.

Desde muy niña evaluó la vocación a la vida misionera y luego descubrió un especial llamado a la causa de la vida. Fue una de las grandes promotoras de la Ley del Día del Niño por Nacer en Perú.

Durante décadas presentó ante estudiantes, profesionales, y familias, el valor de la vida humana y el Método Billings. Fue creadora de una iniciativa de adopción espiritual de los no nacidos.

Durante un responso ofrecido en su memoria, el Obispo Auxiliar de Lima, Mons. José Antonio Eguren, señaló que "Blanca fue una mujer que vivió el Cristianismo con coraje, que vivió incansablemente la defensa de la vida, especialmente del indefenso no nacido. La fineza del Señor fue llevársela en domingo, el día de la vida porque Jesús resucitó, y justo al inicio de mayo, mes de María".

Su hermana Elena Neira reveló que en sus momentos de agonía, Blanca manifestó que ofrecía sus dolores intensos por las feministas peruanas, identificadas con el abortismo, para que asuman la defensa de la vida.

Según Martín Tantaleán, actual presidente CEPROFARENA, "su inmenso corazón luchó durante varias horas, pero se abrió al llamado del Señor; ese corazón estaba abrumado constantemente por la preocupación de defender la vida con la vida y así lo ha hecho hasta el final".

HASTA PRONTO, BLANQUITA
Por Alvaro Fernández, publicado en Vivir en Familia, Montevideo, Uruguay. (07.05.2005)

Fue en Madrid. Acabábamos de llegar al Congreso Internacional Provida y yo estaba colocando unos libros sobre una mesa. Se acercó una elegante señora y se presentó sin mucho preámbulo: "Blanca Neira, de Perú". Así la conocí. Al principio, me pareció un poco arrolladora. Y así era ella: enérgica, fuerte, corajuda, tenaz. En algunas cenas que compartimos la seguí conociendo, y me siguió impactando la firmeza de su carácter. Pero también empecé a descubrir otras aristas de su personalidad. Entre ellas, su sentido del humor, su sana picardía.

Apenas un mes más tarde, me la encontré de nuevo en Miami, en un Encuentro de Afiliados a Vida Humana Internacional. Llegó con la misma energía y la misma personalidad avasallante. Pero al compartir paseos y ratos libres, fui conociendo a "la otra Blanquita": fui descubriendo poco a poco, que su fuerza de espíritu estaba animada por un sentimiento maternal; que tenía un corazón enorme, profundo, exigente, que desbordaba generosidad, bondad y cariño como pocos. Un corazón preocupado, entre otras cosas, por limar asperezas entre ciertos grupos provida. Estaba empeñada en cortarle la cola al diablo...

Recuerdo que, casi al final del Encuentro, no me sentí bien. Algo que comí me cayó mal. Y allí apareció Blanquita para hacerse cargo. Hasta me dio sus propias pastillas...

Más tarde, desde la sede de Vida Humana en Miami, llamó a su hermana. Me pasó el teléfono para que hablara con ella. No tuve peor idea que contarle que Blanquita, me había cuidado "como una mamá..." ¡Para qué! ¡Que reto me pegó! ¿Cómo iba a decir que era como una madre? ¡No, no! En todo caso, como una hermana mayor. ¡Que si no la hacía parecer muy vieja! Siempre tenía esas salidas: rápidas, chispeantes, graciosas. Y hasta coquetas, si se quiere.

Esa noche nos dejó en el hotel. Nos despedimos con un "¡Hasta Lima 2005!" Pero el buen Dios tenía otros planes...

Cuando una amiga se va..

No hay palabras para describir a Blanquita. En pocos días, más que una amiga, me hice de... una hermana mayor. Por eso, cuando me llegó la noticia de su fallecimiento, no lo podía creer. No acertaba a comprender -y aún no acierto, porque me duele mucho su partida- por qué Dios se llevó a esta maravillosa mujer que tanto, tanto, tanto venía haciendo por la vida de los niños por nacer y por la familia. Y por la Iglesia. En el Perú y desde el Perú, para el mundo entero. Quizá Dios no pudo esperar a tenerla cerca. Quien sabe... Lo cierto es que Él sabe más, y que Blanquita está con Dios. ¿Qué duda cabe? Pero que duele, duele...

Hasta pronto Blanquita. Hasta luego, hermana. Intercede por mí. ¡A ver si algún día, nos reencontramos en el Cielo!

Efectivamente cuando inicié la especialidad no existían neurocirujanas mujeres. Fui pionera de la especialidad en Sudamérica. Han pasado los años y no me arrepiento porque es una especialidad muy hermosa. No erré en mi vocación".

Extractos de la última entrevista concedida por la Dra. Blanca Neira sobre el rol de la mujer en la actualidad y la ideología de género (Abril, 2005)

"(La mujer en la vida profesional) es un camino que puede tomar cualquier mujer. Lo que no está bien es optar por ser profesional y desmerecer la actividad de la mujer en el hogar, la maternidad en sí misma y la capacidad de hacer cosas como ama de casa. No están peleadas ambas opciones. Actualmente se presenta la maternidad como una carga y la mujer ha optado por la vida profesional"

Blanca Neira Canales.JPG"Las circunstancias están obligando a las mujeres, muchas de ellas a su pesar, a salir a trabajar fuera porque en el hogar se descalifica su trabajo. Uno, porque no tiene horario de entrada ni de salida. No marca tarjeta. Dos, no recibe honorarios. No se le paga absolutamente nada. Es la primera en levantarse y la última en acostarse. Y finalmente no saca un producto inmediato. El producto lo saca cuando el joven tiene 20 ó 21 años y es todo un profesional. Ese desmerecimiento, esa falta de reconocimiento de la labor de la mujer en el hogar es lo que ha llevado a que muchas mujeres salgan fuera. El hombre llega a casa y no se da cuenta de las cosas buenas. Cuando habla es porque la sopa estuvo fría o porque no encuentra su periódico".

"Las mujeres somos iguales en nuestra dignidad pero con nuestras diferencias. Somos ambos imagen de la ternura de Dios pero tenemos nuestras diferencias. Esa diversidad en la complementariedad es maravillosa. Por eso estoy en contra de la ideología de género...tratan de vendernos la idea de que la mujer es mujer por una cultura machista"

"Lo que veo es que esto de ninguna manera va a favorecer a la mujer sino al contrario, está haciendo mucho daño. Muchísimos hombres quieren que la mujer trabaje porque a ellos les resulta más fácil llevar el presupuesto de la casa complementándolo con el dinero de la mujer. Pero no se dan cuenta que los eternos olvidados de este drama de esposos son los niños que quedan olvidados. La Mujer de ahora no trasmite creencias solo transmite ideas porque no tiene tiempo. Antes la mujer podía sentarse a hablar con el joven, con la niña o con el niño. Ahora con una frase ´soluciona´ la pregunta de la criatura"

Blanca Neira Canales 2.JPG"Hay un divorcio entre sexualidad y procreación. Antes sólo era sexo sin hijos, ahora también es hijos sin sexo (fertilización in vitro). Y esto ha estado muy promovido por la anticoncepción artificial...Se habla de la autorrealización de la mujer liberándola de la carga de la maternidad"

"La tarea que nos espera es muy dura porque hay muchos intereses económicos. Y la realidad es que esto no lo manejan las mujeres. Esto lo manejan los hombres. El dinero que proviene para esto no es de las mujeres ni de capitales femeninos. Viene de la Rockefeller, del Banco Mundial, del Fondo Monetario. Son entidades que dan muchísimo dinero para financiar los programas que auspician la ideología de género".

"Pero como dice Juan Pablo II ´la Verdad nos hará libres´. Y a la larga la verdad florecerá. A mí me encantaría que el Perú entero leyera la Encíclica "El Esplendor de la Verdad (Veritatis Splendor)"

"Bien difícil es esta lucha pero sólo con la verdad podremos construir hombres y mujeres nuevos"

"Y creo que tuve la suerte al elegir la medicina porque el sentido de mi vida es dar. Y creo que todos debemos buscar eso: dar. No quedarse en las cosas terrenales...sino buscar cosas con más trascendencia".

Fuente: Instituto de Investigación en Población

* Construir un espacio para el desarrollo en pareja


"¿Qué es ser una madre moderna?", se pregunta la siquiatra Mónica Bruzzone. Ella la define como una mujer con una vida propia, en que la maternidad ha pasado a ser una más de sus múltiples facetas: de ser sólo madre y dueña de casa, ahora también es trabajadora y participante activa de una constante interacción con otros.

La primera etapa de la maternidad, sin embargo, demanda una madre a tiempo completo, llevando a un segundo plano el desarrollo laboral y también el afectivo. Aquí es donde aparece el primer desafío, según la especialista: retomar la importancia de la pareja en sacar adelante un proyecto de vida que han comenzado juntos. Debe aprender a cuidarla, "pero no en el sentido de tomarle la mano y no dejar que mire para el lado. Es pensar en la relación, ponerle cabeza. Preguntarse: ¿cuándo fue la última vez que estuvimos solos?, ¿qué cosas gratas hacemos? Lo mejor que le puede pasar a un niño es que sus padres sean una pareja estable".

Cómo construir este espacio, si los dos trabajan a jornada completa y su tiempo de convivencia se remite a las noches y los fines de semana, es una tarea difícil. "La mujer tiene que ser creativa. Yo les propongo una idea: cuando un hijo vaya a una fiesta, en vez de mandar a un radiotaxi a buscarlo, ¿por qué no hacen hora yendo al cine, o van a tomarse un trago, y después pasan juntos a buscar al niño? Ése es un buen espacio para compartir. No tienen que ser grandes ni costosos panoramas".

No realizar este ejercicio trae consecuencias a corto plazo: "Los hombres lo sienten, lo viven como un abandono. Y eso tiene que ver con dos piedras en los zapatos de las mujeres: la falta de tiempo y la deuda de estar todo el día fuera de la casa, una culpa que ellas sienten que pagan mucho más los hijos que la pareja. Pero la vida en pareja es tan importante como la de los hijos, porque todo en la vida es más fácil de a dos. Las mujeres que crían solas a sus hijos llevan una tremenda carga sobre sus hombros, que va mucho más allá de tener que mantenerlos", asegura Mónica Bruzzone.

* Lograr comprometer a la familia en ser moderna

"No se puede ser mamá moderna en una familia no moderna", sentencia la sicóloga Isidora Mena. Ninguna mujer puede aspirar a cumplir bien su rol si su marido y sus hijos la demandan como si el 100% de su vida girara en torno a la casa y las labores domésticas. Por eso, el desafío de esta mujer "es conversar con su marido cuál será la estructura familiar, ver quién hace qué cosa, que todos asuman responsabilidades. Es absolutamente equivocado tratar de ser una mamá moderna cuando el marido le pide que le sirva la comida y le traiga las pantuflas, porque entonces se va a producir una batalla campal. En vez de mamá moderna, ésa va ser una mamá estresada".

En este estancamiento, Isidora Mena achaca cierta responsabilidad a las propias mujeres, a quienes aún les falta trabajar con sus familias y con ellas mismas para cambiar el paradigma. "Esto no es llegar y cambiar el sistema. Las mujeres aún tenemos inmadurez en este punto: no hemos aprendido a delegar lo suficiente, tendemos a usar el mismo esquema con el marido e hijos que cuando no trabajábamos. Entonces trabajamos por dos, andamos estresadas, no usamos bien el tiempo y terminamos victimizándonos. Las mujer tiene mucho poder en la casa, y si empieza a trabajar tiene que delegar ese poder, no sólo tenerlo ella".

* Aprovechar bien el tiempo

Muchas mujeres sienten que el poco tiempo que les queda no pueden invertirlo en sus hijos, más aun si no tienen ayuda en las labores domésticas. Aflora en ellas el sentimiento de que no están ahí cuando las necesitan; que el reducido momento que comparten lo usan para regañarlos más que para afianzar la relación.

¿Cuánto tiempo debería dedicarse a los hijos? "Se sabe que entregarles mucho no es bueno, porque los satura y les coarta la autonomía", sostiene la psicóloga Isidora Mena. "Pero también la calidad de ese tiempo tiene que ver con la cantidad, y ésta, aunque varía según la edad del niño, nunca es el mínimo. Pero con las condiciones laborales de este país, eso es lo que al final se entrega".

Para lograr maximizarlo, hay que ocupar el tiempo en conocer profundamente al hijo. "No es que uno se ponga a escuchar la música que ellos escuchan, pero hay que saber de qué se trata. El acercamiento madre-hijo es un vínculo que se crea desde que se sale del posnatal y se vuelve a trabajar. Por eso, hay que preocuparse más de ellos el fin de semana, y menos de que todo esté limpio y perfecto", enfatiza Mónica Bruzzone.

Pero tampoco hay que caer en el error de convertir estos espacios en un momento de evasión de conflictos y endiosamiento del niño, herramienta que muchas madres ocupan para calmar la culpa que sienten. "Es inevitable que se produzcan roces: que apaga la tele, que lávate los dientes, que estás castigado por no hacer las tareas... Eso no es una pérdida de tiempo, es precisamente parte de la crianza, porque la frustración es necesaria para el desarrollo de los hijos: fortalece el yo, se aprende a postergar el deseo y a tolerar la incertidumbre".

* Establecer rutinas dentro del hogar

Una forma de afianzar la relación filial y darse el tiempo para conocer a los hijos es establecer rutinas entre ambas partes. Una de las más importantes y recomendadas, sugiere la siquiatra Mónica Bruzzone, es que todos coman juntos en la noche, "aunque uno esté muy cansada o haya tenido un día fatal. Eso no importa. Se come todos los días juntos y punto. Hay que tener una hora de comida en que todos se sienten, donde todos se enteren de lo que le pasó al otro durante el día. Debe ser una hora apropiada para que los niños se puedan acostar a una hora razonable". Reconoce también que es uno de los desafíos más difíciles de cumplir por parte de las mujeres. "Es mucho más fácil que la nana le dé comida a los niños, los deje bañados y uno los vea acostados. Pero el costo emocional para ellos es tremendo".

Isidora Mena también recomienda tener rutinas de contacto durante el día, como llamarlos desde la oficina a una hora determinada para preguntarles cómo están, si necesitan algo, enviarles un beso, pero no para intentar solucionar los problemas a distancia. "No hay que llamar para que la nana o la abuela acuse al niño y ella tenga que retarlo por teléfono. Eso se conversa en la casa", puntualiza. En los niños más chicos, además, este contacto a distancia es indispensable. "Hay que hacerse presente, llamar hasta al más chico, aunque aún no sepa hablar, para que escuche la voz de la mamá. Con ellos no hay que perder el contacto, porque lo que no ven, no oyen o no tocan, para ellos no existe", advierte Mónica Bruzzone.

* No delegar lo indelegable

"Parece obvio, pero no lo es. No se puede delegar la construcción de la relación madre e hijo, que pasa por conversar, por conocerlo, por saber qué es lo que le pasa, por enseñarle cosas, por contarle cosas de uno", dice Isidora Mena. Por eso, hay actos que la madre debe tratar de no postergarlos ni encomendárselos a otras personas.

El principal, según la especialista, es amamantar, y tratar de seguir haciéndolo aún después del período del posnatal. Pero también hay otras instancias, especialmente cuando los niños son más chicos, que hay que saber aprovechar para estrechar el vínculo. "El período de lactancia es súper importante para el apego de la madre y el hijo. Aunque la madre no pueda darle pecho, es importante que le dé mamadera, que lo acurruque, que le saque los flatitos, lo haga dormir. Que eso no lo haga otra persona, porque es durante la primera infancia cuando se produce el principal vínculo de apego, de autoestima y de querer y respetar al otro. Mudar a la guagua se puede delegar, pero también conlleva otros gestos de cariño, de sobarle la guatita, de pasarle el algodón suavecito, que son importantes que lo haga la madre y no otra persona".

* No aspirar a la perfección

"Una mamá que aspira a la perfección está fregada", dice Mónica Bruzzone, y acuña el término del psicoanalista y pediatra Donnald Winnicot para graficar cuál es el desafío de las madres modernas: "Aspirar a ser suficientemente buena, una mamá que no aspira a ser perfecta, que acepta sus limitaciones y se piensa a sí misma con su hijo. Es una madre que está disponible para él, pero no de forma incondicional, sino que es capaz de poner límites y decir ahora me toca a mí". Es una madre que tolera que el hijo se enoje con ella, que no le da en el gusto en todo. Por ejemplo, no les hace las tareas a sus hijos, sino que les enseña a organizarse y a que desarrollen su autonomía, y les ayuda en esa búsqueda. Pero si tienen una duda, tampoco les dicen pero si usted es inteligente, estudie, sino que les abren la mente".

La madre ideal existe sólo en los cuentos, y así lo entienden también los hijos. "Ellos buscan esencialmente sentir que su mamá se preocupa por ellos y los quiere. No importa que lo haga mal en aspectos formales. Sí que sea capaz de contener sus ansiedades", apunta Isidora Mena.

* No abandonarlos por el trabajo

Ambas especialistas coinciden en que una madre debe evaluar muy bien su salida del hogar, si lo hace por necesidad, por desarrollo personal o por una presión social detrás. También debe ser capaz de poner límites a su jornada laboral, de tal forma que ésta no termine absorbiéndola en desmedro de su pareja e hijos. Isidora Mena ejemplifica: "Si una mujer trabaja sin límites para tener dos televisores en vez de uno, el riesgo de dejar abandonados a sus hijos es grande. Y si la mamá les falla, el resultado puede ser terrible: los niños comienzan a reaccionar con rebeldía, se portan pésimo en la casa, de tal forma que la mamá no sabe cómo podrá seguir trabajando. También les va muy mal en el colegio. Todos esos son mensajes para decirle a la mamá que vuelva a la casa".

* Dejar atrás las culpas

Una gran parte de las mujeres, en mayor o menor grado, siente culpa por salir a trabajar, por no poder compartir a tiempo completo con sus hijos, por llegar cansada en la noche muchas veces sin la paciencia ni el ánimo para atenderlos. El desafío, según las especialistas, no es acabar con la culpa, sino transformarla de persecutoria a reparatoria.

Explica Mónica Bruzzone: "La culpa persecutoria hace que la madre encuentre todo malo, que diga mi situación es terrible, dejé a los niños botados, les pueden pasar cosas espantosas. Esa mamá llega a la casa y los niños se convierten en su principal amenaza, porque le recuerdan la culpa. En cambio, si uno siente culpa reparatoria, igual se siente culpable, porque le habría gustado estar con los niños, pero no lo toma tan terrible, porque sabe que no los ha dejado botados, se preocupa desde que se tomen su leche todos los días hasta de formarles hábitos".

"Si sientes en el fondo de tu corazón que no tienes que trabajar, no lo hagas", agrega Isidora Mena. "Si uno se siente culpable es terrible, porque hace mil cosas para compensar: sobreprotege, regala cosas, y eso lleva a deteriorar la relación madre-hijo".

* Desarrollar una vida propia

Uno de los desafíos clave para dejar de lado la culpa es, precisamente, algo que en muchas mujeres aumenta este sentimiento: darse un tiempo para sí misma. Un espacio que, según Mónica Bruzzone, es fundamental para la salud mental de la madre, y a la larga también de los hijos.

Que la madre pueda darse un momento de distensión le permite cambiar el switch y bajar la tensión que le produce su rol en el trabajo y con sus hijos, frente a los cuales siente que no puede mostrarse débil. "La mujer debe darse ese tiempo para desarrollar su lado lúdico, juntarse con las amigas a tomarse un café. No todos los días, pero sí por lo menos una vez al mes, y avisarle al marido para que llegue más temprano, o, si no existe marido, hablar con una hermana, una abuela, para que cuide a los niños. Lo importante es que no se prive de algo que también necesita".

Para la mujer es de vital importancia sentirse acogida dentro de un grupo de pares. "Para los niños ella tiene que ser grande, responsable, consecuente, eficiente, cariñosa, pero, ¿cuándo es chica ella? ¿en qué lugar se puede reír de una lesera? Todo lo que es bueno para ella también es bueno para los hijos; si no, la vida se hace muy fome".

* Reencantarse con la familia y con ellas mismas

No es que la mujer moderna se haya desencantado con la maternidad; sí lo ha hecho con las condiciones en que debe desarrollarla, en un contexto en que muchas veces no recibe apoyo del resto de los miembros de la familia, ni menos de la sociedad, donde las leyes laborales no favorecen ni estimulan un espacio para que la mujer pueda dedicarse a la crianza de los hijos.

Tanto Isidora Mena como Mónica Bruzzone coinciden en que si hay alguien con quien se desencantan las madres es con ellas mismas, porque sienten que no pueden cumplir con las expectativas que se han forjado. Como resultado, acota Isidora, "les baja la autoestima, trabajan mal, deprimidas y enojadas con ellas mismas. Sienten lata de ir al trabajo y muchas contradicciones internas".

Todo esto es producto de su ansiedad por la perfección. Por eso, más que aspirar a la familia perfecta, hay que reencantarse con lo que se ha logrado y con lo que aún se puede hacer en cada día. Mónica Bruzzone es muy clara cuando sentencia que el desencantamiento tiene como causa la intolerancia: "La maternidad por sí no desencanta; basta ver a las madres adolescentes - el escenario, creo yo, donde la maternidad se da en condiciones más adversas- , que, si son contenidas y apoyadas por otras mujeres más grandes, pueden llegar a ser muy felices. No es ser mamá ni la exigencia de la maternidad lo que cansa; es la exigencia de la perfección lo que hace que la mujer se desencante. Así, también puede ser un cacho la pareja, el trabajo... Todo es un cacho si yo quiero que resulte top one".

Fuente: El Mercurio, Chile / MujerNueva.org
Fecha: 2005-05-11

Maria_Eugenia.jpgMaría Eugenia lleva once años dedicada a la vida religiosa. Forma parte de una congregación de monjas italianas que se dedica además a la formación educacional de jóvenes católicas. De tez blanca, mediana estatura y un carisma receptible, dice que su vida no habría tenido sentido de haberse dedicado a otra profesión u oficio.

Lo mismo piensan sus cercanos. Su madre superiora alaba su trabajo dentro del colegio y cientos de alumnas le reconocen a diario su labor, lo que se traduce, según ella, en un buen comportamiento, aceptación y cercanía.

Pero no todo ha sido color de rosas. Cuenta que desde su niñez quiso ser religiosa, de hecho jugaba a serlo y nadie que la vio crecer podría negar su inquebrantable afinidad con la Iglesia.

monjas.jpgSin embargo, su inclinación nunca fue compatible con las proyecciones que pretendía su familia, que, si bien era cristiana, creía que otro futuro le depararía a su única hija.

"A los quince años, justo para el día de mi cumpleaños, les conté a mis padres que mi sueño era ser religiosa, y les pedí su autorización y apoyo", sostiene.

Pese a su confianza y valentía para afrontar lo que se le vendría encima, su padre especialmente, un italiano de carácter muy fuerte, reaccionó irasciblemente exigiéndole que desechara tales ideas.

"El deseaba que llevara una vida más ‘normal’, que me casara y le diera nietos. El creía que si me dedicaba a la religión, me frustraría como mujer y además truncaría el desarrollo de la familia", explica.

Fue entonces cuando se aferró a su madre, quien la apoyó incondicionalmente, y además convenció a su padre para que también lo hiciera.

En cuanto a momentos de duda, dice haber tenido muchos. Es que decidir llevar este estilo de vida es un desafío que se debe pensar bien y durante mucho tiempo. Sobre todo durante la adolescencia, que es cuando más tentaciones existen, pero María Eugenia dice que fue su fe a Dios la que la ayudó a ser firme y no sucumbir ante éstas.

"No fui una joven distinta, de hecho tuve pololos y salía con mis amigas, pero de todos modos sentía que mis intereses iban por otro lado. No era para nada retraída, pero era feliz asistiendo a misas y colaborando en la iglesia de mi barrio. En el colegio también me destaqué haciendo labores sociales", comenta.

QUE ES LA VOCACION

vocacion.jpg
No es para nada fácil determinar si es que se es o no indicado para seguir el camino religioso. El concepto de vocación se presta para diversas interpretaciones y, por lo tanto, puede provocar confusión. Para ello cabe definir su significado.

La palabra vocación proviene del latín: vocare, que significa llamado. Sentirla equivale a decir que alguien está llamando.

Ante la Iglesia Católica, es Dios el que hace este llamado, y según ésta hacer uso de esta palabra en otro contexto es abusivo o equivocado.

De esta manera, el primer llamado se manifiesta en la existencia. Para la Iglesia, Dios a través de los padres llama a la vida a los seres humanos.

El segundo llamado ocurre con el proyecto que tiene deparado Dios para cada uno de los individuos. "Cada uno de nosotros, todos los hombres y mujeres que poblamos la tierra, estamos llamados desde antes de la creación del mundo", dice San Pablo en su carta a los Efesios. Esto es denominado en el mundo católico la "gracia santificante".

De este modo, gracias al don de la fe es posible escuchar este llamado y responder acertadamente. Según el Concilio Vaticano II, en la constitución dogmática "Lumen Gentium", queda de manifiesto que "el Padre Eterno creó el Universo por un libérrimo y misterioso designio de su sabiduría y de su bondad; decretó elevar a los hombres a la participación de la Vida Divina", ratificando que cada sujeto está en la tierra para participar del mundo creado por Dios.

El mismo documento dice: "Por eso en la Iglesia todos, ya pertenezcan a la jerarquía, ya sean apacentados por ella, son llamados a la santidad, según aquello del apóstol: porque ésta es la voluntad de Dios, vuestra santificación", explicando que cualquiera puede participar de la vida religiosa.

De la misma forma con que el apóstol San Pablo invita a todos a la santidad, el ya extinto Papa Juan Pablo II, en su visita a Brasil, repitió la misma idea: "La verdad es que estamos llamados todos -¡no temamos a la palabra!- a la santidad (¡y el mundo hoy necesita tanto de los santos!) una santidad cultivada por todos, en los varios modos de vida y en las diferentes profesiones y vivida según los dones y las tareas que cada uno ha recibido, avanzando sin vacilaciones por el camino de la fe viva, que enciende la esperanza y actúa por medio de la caridad".

Lo que sí es seguro es que el consagrarse no es la única vía para obedecer "el camino del Señor". Para la Iglesia, es válido también casarse o estar soltero.

Es así como hay que estar seguros de los proyectos a los que hemos sido llamados a realizar. Y sobre todo, tener en claro qué es lo que cada uno quiere hacer de su vida, qué es lo más importante. La vida religiosa no es una vía de escape, es un estilo de vida que tiene que gustar y que más vale no escogerlo equivocadamente.

La voz del especialista: Una opción de vida

contemplacion.jpgLas decisiones de una mujer con respecto a lo que hará en el futuro se basan, por lo general, en los sentimientos y en la sensibilidad que dejamos mostrar ante determinadas tendencias o temas de la vida. La religión, al igual que otras esferas, es una opción de vida, una forma de afrontar los vaivenes que ésta tiene. No tengo dudas de que las mujeres que deciden convertirse en religiosas lo hacen por intentar ser sinceras consigo mismas.

Lo que hagas en una situación determinada es siempre el producto de una decisión que tú tomas. Muchas cosas influyen en esa decisión, pero, antes que nada, existen dos grandes grupos: Lo que has hecho antes y lo que piensas hacer después. Lo que has vivido hasta el momento condiciona lo que harás en el momento presente.

Los casos donde vemos esto son muchos. Si estás cursando una carrera universitaria relacionada con la medicina, no es probable que te encamines hacia la Facultad de Derecho. Si el único deporte que has practicado es el baloncesto, no sería de esperar que te encamines hacia una cancha de golf. Los pasos que has dado anteriormente están condicionando en gran medida los que vas a dar después.

Pero, por otro lado, también existe un futuro. Tenemos expectativas de futuro, esperamos algo del porvenir. Esto también afecta lo que vamos a hacer. Si estás estudiando, es porque te has hecho una imagen de lo que esperas llegar a ser en el futuro: Un profesional de la medicina, una persona dedicada a aliviar el dolor de los demás. Los planes que tengas para tu futuro están guiando los pasos que das en el presente. Has tomado una decisión, has dicho: Esto es lo que quiero llegar a ser.

No es lo contrario en el caso de las mujeres que eligen ser religiosas. En su etapa de preparación ellas confirman su deseo de convertirse en monjas y experimentan las mimas emociones que cualquier otra mujer.

María Santelices C.
Psicóloga

Msantelices@hotmail.com

Fuente: Diario el Día

 

Entradas recientes

Violencia Intrafamiliar Ante Los Tribunales De Familia
Por Ingrid Jiménez El procedimiento de violencia intrafamiliar se encuentra regulado en la Ley Nº19.968. Será competente para conocer de…
en Todo Mujer
Declaración de Bien Familiar
Por Ingrid Jiménez La declaración de un bien en familiar tiene por objeto proteger a la familia asegurándoles a sus…
en Todo Mujer
Breve Análisis del Estado Social
Por: Ingrid Jiménez Meza Abogada El programa de gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet (2014-2018), señala dentro de sus objetivos:…
en Todo Mujer